Saltear al contenido principal

Vivir sin Nervios

Vivir sin Nervios parece muy complicado en los tiempos que vivimos. El estrés, la presión del entorno, las prisas, las obligaciones… nos complican la vida. La gimnasta Simone Biles ha dejado a todos con la boca abierta al renunciar a seguir compitiendo en los Juegos Olímpicos de Tokyo 2020, por no estar al 100% mentalmente, y por tanto no ha querido arriesgarse a sufrir una lesión física. Con su paso a un lado, también ha puesto en valor el trabajo de sus compañeras de equipo y no perjudicarlas con su posible mal papel.

“Cuando entro en el tapiz somos mi cabeza y yo. Trato con los demonios que hay en mi cabeza. Después de la actuación que hice, no quería seguir. Tengo que centrarme en mi salud mental. Creo que la salud mental está más presente en el deporte ahora mismo. Tenemos que proteger nuestra mente y nuestro cuerpo y no limitarnos a hacer lo que el mundo quiere que hagamos”

Simone Biles

Simone también ha comentado que las expectativas que todos tenían sobre su participación en estos juegos, en cierta forma también le ha jugado en contra. La presión que nos ponen los demás o nosotros mismos, pueden acabar generando ansiedad, la pandemia del siglo XXI.

¿Qué es la ansiedad?

La ansiedad es la reacción del cuerpo ante una amenaza (valores, estilo de vida, despido, enfermedad, ruptura de pareja…). Cuando las cosas no salen bien, tenemos 2 frustraciones: por un lado que no ha salido lo planeado y por otro lado haber decepcionado a los demás. 

Y es cuando aparece el estrés físico: sudor, escalofríos, mareos, vómitos, taquicardia, tensión o dolores musculares, dolor de cabeza, dolor de estomago, dificultad al respirar… Y el estrés cognitivo: dificultad para la concentración, problemas para tomar decisiones, pesadillas, confusión mental, desorientación…

¿Se puede aprender a Vivir sin Nervios?

La ansiedad es el síntoma, es la consecuencia, por tanto hay que descubrir lo que realmente me está generando esa ansiedad. Por tanto lo primero será encontrar el motivo que nos genera ese malestar:

Descubrir si es un miedo CIERTO o EXAGERADO, y trabajaremos para saber que parte de responsabilidad me corresponde y si puedo cambiar aquello que me está generando ese malestar o por el contrario debo aprender a asumir la realidad.

En segundo lugar debemos aprender a gestionar toda la parte orgánica:

  • Aprender a reducir pulsaciones cuando nuestro corazón se acelera.
  • Aprender a controlar la respiración cuando se vuelve rápida y superficial.
  • Aprender a descargar los músculos cuando sentimos que están en tensión.

¿Qué me aporta asistir al grupo Vivir sin Nervios?

Habitualmente cuando uno padece ansiedad, se sufre la incomprensión del entorno. Por eso contar con un grupo de apoyo que está pasando por lo mismo, puede ser una buena forma de gestionar la ansiedad.

Juntos se pueden aprender estrategias y recursos para controlar esos miedos, fobias y estrés que puede aparecer en cualquier momento de nuestras vidas.

Desgraciadamente no estamos acostumbrados a empatizar con el malestar ajeno, cuando se trata de temas mentales. Ya os hablamos de la importancia de aplicar unos Primeros auxilios emocionales.

¿Te gustaría Vivir sin Nervios? Desde Carpe Diem Podcast estamos organizando un grupo donde compartir tus inquietudes y vivencias, con personas que están viviendo lo mismo. Asistir a un grupo tiene múltiples beneficios, te los contamos en este podcast: Grupos de autoayuda, ventajas. Para más información, puedes solicitarla en la web de Xavi, en la página Grupos de autoayuda.

Esta entrada tiene 0 comentarios
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Volver arriba